La vie en français

El método sencillo y eficaz para
  • aprender
  • entender
  • divertirse en
francés

Kit de supervivencia para viajar a un país francófono

C’est tout droit et puis à gauche !”… (todo recto y a la izquierda). Si estas indicaciones dadas para encontrar tu camino en la calle o en un restaurante no te dicen nada, ¡este artículo es para ti! Cuando viajas a un país francófono y quieres hablar francés, necesitas saber ciertas palabras para entender lo que dice nuestro interlocutor y que él nos entienda. Por ejemplo, es importante saber cómo preguntar la hora de una actividad, indicar la cocción de nuestro plato o preguntar un precio. Sin embargo, lo más importante es lanzarse sin temer a cometer errores o avergonzarse de hablar. La mayoría de las personas con las que hablarás estarán encantadas que hagas el esfuerzo de hablar su idioma.

¡Descubre las frases y las palabras de vocabulario que le servirán durante sus próximas vacaciones!

Vous êtes prêt.e.s ? Alors, on y va !

Las dos reglas a recordar:

1. Le vouvoiement (el trato de usted)

En Europa, cuando hablamos en francés con alguien que no conocemos, siempre debemos tratarle de “vous” (usted). El uso del «tú» podría verse como una falta de respeto. Por el contrario, en Quebec y en muchos países francófonos de África se usa más fácilmente el «tú», ¡incluso desde el primer encuentro! Para obtener más informaciones sobre el tema, puedes leer el artículo: ¿cuándo y cómo usar el «vous» y el «tu» en francés?

2. El “condicional de cortesía”

Cuando pedimos algo a alguien, tenemos que usar lo que se llama “condicional de cortesía”. Me dirás: ¿qué significa este nombre complicado? Pues, simplemente que, en lugar de decir, por ejemplo, “je veux un croissant” (= “quiero un croissant”), hay que decir: “je voudrais un croissant” (= “querría un croissant”). Por lo tanto, en francés usamos el condicional (“je voudrais”) para pedir algo y no el presente (“je veux”) porque, una vez más, esto podría percibirse como una falta de respeto.

 

Mi consejo: aprendiendo el condicional de dos verbos, puedes desenvolverte en muchas situaciones:

VOULOIR (= querer) → je voudrais (= querría)

Ejemplo: Je voudrais un verre de champagne, s’il vous plaît. Traducción: Querría una copa de champagne, por favor.

POUVOIR (= poder) → je pourrais (podría)

Ejemplo: Je pourrais avoir du riz avec la ratatouille ? Traducción: ¿Podría tener arroz con la ratatouille?

 

De hecho, hablando de cocina, vamos a dar una vuelta por el restaurante!

¿Cómo pedir un plato en el restaurante?

En los países francófonos, las comidas se dividen de forma general en tres etapas: “une entrée” (= un entrante), “un plat principal” (= un plato principal) y “un dessert” (= un postre). En Francia, es posible que te ofrezcan “fromages ou dessert” (= queso o postre) y que puedas elegir entre terminar tu comida con una nota salada o dulce. También puedes probar el “café gourmand”, que es un café acompañado de varios pastelitos (¡ñam!).

 

Sin embargo, incluso antes de realizar el pedido, el camarero puede preguntarte qué va a tomar como “boissons” (= bebidas).

Ejemplo: Que voulez-vous boire? / Qu’est-ce que vous prendrez comme boisson ? 

Traducción: ¿Qué quiere beber? / ¿Qué tomará como bebida?

 

A lo que puedes contestar:

Je voudrais de l’eau / une bouteille d’eau / une carafe d’eau Traducción: Quiero agua / una botella de agua / una jarra de agua

Je voudrais un verre de vin Traducción: Quiero una copa de vino

Je voudrais un cocktail (sans alcool) Traducción: Quiero un cóctel (sin alcohol)

Je voudrais une bière en bouteille / une pinte / un demi Traducción: Quiero una cerveza / una pinta / una mediana

Dependiendo del lugar que hayas elegido para tu “déjeuner” (= la comida del mediodía) o tu “dîner” (= la cena), la persona que te atiende puede preguntarte: “sur place ou à emporter” (= ¿para tomar aquí o para llevar?).

De hecho, si caminas por las calles de Bruselas o Lille, te sentirás tentado a probar uncornet de frites” (= un cucurucho patatas fritas), que se vende en uno de las numerosas “baraques à frites” (son puestos / camiones que venden patatas fritas). Muchas veces, estos locales no tienen mesa, así que tomarás tu pedido “à emporter” (= para llevar). Al revés, si quieres sentarte para comer, dirás al camarero “sur place” (= para tomar aquí). 

Entre los platos del menú, si eliges carne, el camarero te preguntará:

Quelle cuisson préférez-vous pour votre viande? Traducción: Cómo quiere su carne?

A lo que puedes responder:

bleu (= azul)

saignant (= poco hecho)

à point (= al punto)

bien cuit (= hecho / muy hecho)

 

Una vez acabada la comida, quizás querrás irte a lavar las manos o pasearte por la ciudad. Así que necesitarás entender cómo orientarte en el espacio.

¿Cómo encontrar tu camino en la calle o en una habitación?

No vamos a engañarnos, hoy, con el roaming y el acceso a la geolocalización, contamos cada vez más con nuestro smartphone para guiarnos y cada vez tenemos menos necesidad de preguntar nuestro camino por la calle. Sin embargo, si buscamos el lavabo, el ascensor o la salida de una tienda, ¡nuestro teléfono será totalmente inútil! Así que vamos a aprender el vocabulario para ubicarnos en el espacio:

à gauche ≠ à droite (= izquierda ≠ derecha)

tout droit (= todo recto)

à côté de (= al lado de)

devant  ≠ derrière (= delante ≠ detrás)

près de  ≠ loin de (= cerca de ≠ lejos de)

en haut ≠ en bas (= arriba de ≠ debajo de)

jusqu’à (= hasta)

entre (= entre)

au milieu de (= en medio de)

vers (= hacia)

en face de (= frente a)

en centre ville (= en el centro de la ciudad / en el casco antiguo) 

 

Ejemplo:  Où se trouvent les toilettes ? Traducción: ¿Dónde está el baño?

Elles sont à droite, au fond du couloir. Traducción: Está a la derecha, al fondo del pasillo.

 

¡Vamos, seguimos! Ahora que dominamos nuestros desplazamientos en el espacio, también necesitamos entender un horario y preguntar una hora.

¿Cómo entender un horario?

Una vez más, me dirás que nuestro smartphone puede ser muy útil porque nos permite buscar el horario de apertura de un restaurante, de una actividad o de los trenes. Sin embargo, estos horarios no siempre son exactos y, a veces, es más rápido preguntar directamente a las personas capaces de informarnos.

 

Entonces, para preguntar la hora de un elemento puntual, decimos:

Ejemplo: À quelle heure est servi le petit déjeuner ? Traducción: ¿A qué hora se sirve el desayuno?

 

Para preguntar un intervalo de horas

Ejemplo: Entre quelle heure et quelle heure est servi le petit déjeuner ? Traducción: ¿Entre qué hora y qué hora se sirve el desayuno?

La persona que te contestará te dirá la hora seguida de los minutos. ¡Cuidado! No olvides que en francés, las horas se indican de 0 a 23 horas.

Ejemplo: L’activité est à seize heures trente. (= 16h30) Traducción: La actividad es a las 16:30. 

 

Sin embargo, también podemos contar los minutos de manera más aproximada:

9h15 = neuf heures et quart

9h30 = neuf heures et demie

9h40 = dix heures moins vingt

9h45 = dix heures moins le quart

9h50 = dix heures moins dix

9h55 = dix heures moins cinq

 

¡Vamos, un poco de esfuerzo, ya casi terminamos! Mientras estamos de vacaciones, nuestra cartera trabaja y es importante saber cómo preguntar por un precio y, sobre todo, llegar a entenderlo correctamente.

¿Cómo pedir un precio?

Aunque los precios aparezcan generalmente en los artículos, la carta de restaurante o un folleto publicitario, ¡no siempre es así! Por lo tanto, debemos preguntar al gerente de la tienda:

Combien ça coûte ? (= ¿Cuánto cuesta?)

Cuidado, no podemos decir “combien ø coûte ?”, sino que no hay que olvidar el “ça” porque se refiere al artículo que tenemos en la mano.

Combien coûte ce pantalon ? (= ¿Cuánto cuesta este pantalón?)

En lugar de decir “ça”, también podemos especificar el artículo al que nos referimos, si tenemos varios en las manos, por ejemplo.

 

Para darte un precio, te contestarán:

Ejemplo: Il coûte dix euros cinquante (10,50€) Traducción:  Cuesta diez con cincuenta.

Ejemplo: Il coûte quinze dollars trente  ($ 15,30) Traducción: Cuesta quince con treinta.

De hecho, en francés debemos especificar el nombre de la moneda utilizada entre los euros / dólares y los centimos / cents.

Ejemplo: Vingt euros trente. (20,30€). Traducción: Veinte con treinta.

 

Dependiendo de tu edad o de la de tus hijos, si tienes, puedes tener derecho a una reducción de precio si compras una entrada para una actividad o un billete de tren / autobús:

Para esto, puedes preguntar:

Vous proposez des tarifs réduits pour les étudiants ? / les seniors ? / les chômeurs ? / les enfants de moins de deux ans ?

Traducción: ¿Ofrecen tarifas de descuento para estudiantes? / personas mayores? / los desempleados ? / niños menores de dos años?

Vous proposez une réduction famille nombreuse ?

Traducción: ¿Proponen un descuento familias numerosas?

¿Y tú? ¿Vas a marchar de vacaciones a un país francófono? ¡Comparte en los comentarios tu (futuro) destino!